music is life♥

domingo, 15 de febrero de 2015

XIV

El sol bañaba la tarde, dorado pintaba el mar. Bonita vista. Espuma salada, cielo azul, aire arenoso. Despeina. Ya se escuchan los pasos, el bochinche, las cuatro de la tarde.
Y ahí aparecieron dos duendecillas sin su traje de duende, sin su corona de flores, sin sus orejas puntiagudas. Se disfrazaron de niñitas, así no las encuentra el monstruo del tiempo, del silencio, del atardecer. Corrían divertidas, riéndose de todo, riéndose de nada. Bonita vista.
Y ahí apareció la ninfa escurridiza, disfrazada de pendeja, de locura agazapada entre soles y lloviznas. Se escurrió a su mundo de flores y colores, danzas y risas, que a ella le hacían falta. Ojo por ojo. Bonita vista.
Y ahí apareció el sentimiento de alegría que se escapa entre los dedos, por tardes de niña grande y amores estúpidos.
Y ahí aparecieron los pies cansados, las rodillas dolientes, sonrisas a cascadas.
Y ahí apareció el atardecer ya monstruoso, con sus garras de oso y su cola de serpiente a llevarse lo que queda de carcajada en la lengua, de niñura en sus ojos.
Bonita vista.
Y dejaron de jugar… 

hasta pronto

no conosco elnombre del autor/a


siendounpocomas


No hay comentarios:

Publicar un comentario

comenta si estas aburrido, me interesa tu opinion nimporta que sea

follow me